Inicio > Cultura de Defensa > Calidad en la formación superior militar. ¿Con qué finalidad?
Cultura de Defensa
11/21/2012
Calidad en la formación superior militar. ¿Con qué finalidad?

 
Tribuna Libre
Por Santiago Ávila

Calidad en la formación superior militar. ¿Con qué finalidad?

Gobernar implica la asunción de tareas reservadas al estadio más elevado de cualquier institución.

Muchas son las veces que de forma indiscriminada y como sinónimos se emplean los términos, gobernar, dirigir y gestionar o ejecutar, sin la fineza suficiente. En la medida que atinemos en su acepción más estricta habremos dado pasos significativos en atención a establecer los objetivos de obligada definición en la calidad de la enseñanza superior militar.

Gobernar, dirigir, gestionar o ejecutar

Gobernar implica la asunción de tareas reservadas al estadio más elevado de cualquier institución, situándose las labores de dirección en un plano intermedio entre las primeras y las de ejecución o gestión.

El que gobierna elige personas y cosas que después supervisa y controla. Define fines, objetivos y políticas generales e implica una escasa ejecución de carácter técnico.

Quien dirige desarrolla los objetivos y políticas generales definidos por otros, debe poseer un gran conocimiento técnico y su labor directiva se concreta a través de gestores con papeles discrecionales muy limitados.

Por último quien ejecuta se emplea con conocimientos técnicos elevados, su desempeño no implica necesidad de cualidades políticas significativas.

Gobernar es una tarea fundamentalmente política; dirigir y ejecutar técnica. La meritocracia adquiere su mayor relevancia en las labores de ejecución y dirección quedando postergadas a un plano secundario en las de gobierno.

Si estableciéramos un "continuum" entre tenientes y generales en su máxima expresión, encontraríamos reflejados los tres niveles anteriores; bascularíamos desde tenientes en labores ejecutivas, a generales (los de mayor rango) con tareas de carácter político en su mayor parte (no hablamos de política de partido).

Liderar Vs Conocer

Planificar la posible trayectoria de un ejecutivo (en nuestro caso un teniente) hacia posiciones de mayor responsabilidad requiere, como premisa, escoger un modelo de desarrollo que podemos asociar con la elección de una escalera ¿Qué escalera escoger, la del saber o la del poder (liderazgo)? Dicho de otra forma ¿ quién debe desempeñar las tareas más relevantes de la institución, el que más "sabe" o el que mejor lidera? Sin ningún género de dudas el segundo. El liderazgo admite y necesita apoyos del conocimiento, lo contrario no es factible.

La calidad, sus orígenes

A lo largo de la historia siempre ha estado presente en el hombre el afán de conocimiento, de saber, la curiosidad es algo innato en el ser humano, sin medida no hay conocimiento, medir es aprender o adquirir conocimiento de algo, la medición suministra una valiosa información que permite reducir los costes.

En 1939, el control de la calidad se convirtió en un hecho de especial relevancia dentro del ejército de los EEUU, ¿cuál era la finalidad perseguida? Disminuir de forma drástica el número de muertos como consecuencia de un mal funcionamiento de los paracaídas que en un porcentaje del 3,45 por 1000 no se abrían, había que evitar como fuera aquel drama.

Conceptualmente resulta vital para la medida de una actividad (que se concreta en un producto o servicio), la definición previa ( el diseño ) de lo que queremos conseguir, para de esa forma y por comparación establecer el grado de cumplimiento que se considera adecuado o suficiente; su medida proporcionará preguntas de no cumplimiento, de su investigación y respuesta resultarán acciones de mejora encaminadas a su corrección.

Lo que nos sitúa frente al dilema de la definición del estándar (el elemento de referencia que debemos emplear).

Definición del problema de la enseñanza superior militar

Producir un hecho de guerra, tiene el significado de alcanzar el objetivo militar propuesto, (toma de una posición, explotación del éxito, retardar el avance del enemigo, etc), a través de una serie de tareas constitutivas del proceso con el menor coste posible de vidas y medios.

El hecho fundamental, desde el punto de vista de la dirección de las operaciones (el proceso ), consiste en la necesaria definición, por parte de la Dirección de Enseñanza del Ministerio de Defensa, de los hitos que considera imprescindibles resolver adecuadamente para poder calificar una operación como correcta. De forma consecuente los planes de estudios debieran atender en primer lugar a dar respuesta adecuada a tal necesidad, a la par que propiciaran la adquisición de conocimientos potenciadores de la carrera directiva y de gobierno posterior de nuestro joven teniente.

Misión de la enseñanza superior militar

Consecuentemente las academias de oficiales deben proveer al Ejército de personal altamente cualificado (meritocracia) en atención a los fines de la institución como primer objetivo (liderar en el combate). Como segundo y de seguimiento posterior necesario ( a lo largo de su vida militar), facilitar accesos en el conocimiento de las funciones propias de la dirección y del gobierno de la Institución, de tal forma que se posibilite el crecimiento en el liderazgo de la misma.

Siendo su fin, bajo el amparo del poder político, el empleo de la fuerza, debiera deducirse de forma meridianamente clara que el teniente tiene por misión principal ser un experto en el combate, sin menoscabo de que su formación debe facilitar un crecimiento posterior, de ser clasificado para ello, en atención al desempeño de las funciones directivas y de gobierno enunciadas.

El núcleo fundamental de su formación debiera, por tanto, girar en torno al uso inteligente de la violencia, siendo arropado por principios y valores intemporales y de necesaria presencia en aquel individuo que en un momento dado pudiera encontrarse en la tesitura de entregar su vida por España.

Vistas así las cosas, los aspectos culturales tales como la historia, derecho, filosofía, cálculo, física, política de compras, responsabilidad social corporativa, calidad, prevención de riesgos laborales, etc. Adquieren un papel secundario y, aunque necesario, supeditado a lo reseñado con anterioridad.

Resulta obvio deducir que el actual sistema que supedita lo militar a la obtención de un grado en ingeniería es un auténtico despropósito, de difícil comprensión de no mediar una clara intencionalidad política encaminada hacia la desaparición de las academias militares.

La calidad en la enseñanza superior militar

Producir un oficial (permítaseme la licencia) significa como condición previa definir el estándar de conocimientos necesarios en atención a su misión, que no es otra en el corto plazo que disponer de preparación elevada para el combate. (Conocimientos de combate que no ingeniería).

De forma consecuente conseguir un "producto de calidad en la enseñanza superior militar" (nueva licencia) supone aportar hombres con la formación lo más ajustada posible en atención a su misión. De ejecución en el corto plazo y de dirección y gobierno en el medio y largo plazo.

La actual Enseñanza Superior Militar, basada en la obtención de una Ingeniería en Organización (de muy reciente inicio), necesita de un giro radical, de tal forma que recobre como fundamental lo que nunca debió dejar de serlo, esto es la formación para el combate.

Tal como citaba Deming, que junto a Juran y Crosby forman un referente imprescindible en materia de calidad en el mundo empresarial ,"Que cada uno esté haciendo lo mejor que pueda no es la respuesta (Profesorado en las Academias Militares). Hace falta que la gente sepa lo que debe hacer (Formar combatientes que no ingenieros). Han de introducirse cambios drásticos (Plan de Estudios). La responsabilidad del cambio la tiene la dirección (Ministro de Defensa). El primer paso consiste en aprender a cambiar (Carácter y Competencia, esto es Liderazgo)".

Santiago Ávila es experto en liderazgo y antiguo alumno de la Academia General Militar de Zaragoza.


EL CONFIDENCIAL DIGITAL 20/11/2012 Santiago Ávila


Toda documentación así como artículos de opinión presentes en esta web tienen derechos de autor - Asociación de Militares Españoles
ODM.es